Inicio » Archivos » Cuerpo Humano » Aparatos

Aparato Cardiovascular: Los Vasos Sanguíneos


Los Vasos Sanguíneos

Las arterias son los vasos que llevan la sangre desde el corazón a los tejidos. Las arterias de mediano calibre se dividen en pequeñas arterias que a su vez se subdividen en las llamadas arteriolas. Cuando las arteriolas penetran en los tejidos se ramifican en incontables vasos microscópicos llamados capilares. Antes de abandonar los tejidos, grupos de capilares se reúnen formando pequeñas venas llamadas vénulas. Estas, a su vez, siguen confluyendo para formar progresivamente vasos de mayor calibre llamados venas. Las venas conducen la sangre desde los tejidos de nuevo hasta el corazón.

Los Vasos Sanguíneos

1. Arterias: La estructura de las arterias les proporciona dos importantes propiedades: elasticidad y contractilidad.

2. Arteriolas: Una arteriola es una arteria muy pequeña casi microscópica, que lleva la sangre hasta los capilares. Las arteriolas desempeñan un papel esencial en la regulación del flujo sanguíneo desde las arterias a los capilares.

3. Capilares: Los capilares son vasos microscópicos que suelen comunicar las arteriolas con las vénulas. Los tejidos orgánicos con elevada actividad metabólica, como los músculos, el hígado, los riñones, los pulmones o el sistema nervioso central, requieren una cantidad relativamente mayor de oxigeno y elementos nutrientes. Por tanto tienen densas redes capilares. En las áreas en las que la actividad es menor, como tendones y ligamentos, el número de capilares es menor.

La función fundamental de los capilares consiste en permitir el intercambio de elementos nutritivos y desechos entre la sangre y las células de los tejidos. La estructura de los capilares está adaptada a este fin. Sus paredes están formadas por una única capa de células y una membrana basal.

4. Vénulas: La unión de varios capilares forma pequeñas venas llamadas vénulas. Las vénulas recogen la sangre de los capilares y la drenan hacia las venas.

5. Venas: Las venas están formadas esencialmente por las mismas capas que las arterias. Casi todas las diferencias estructurales entre arterias y venas reflejan la diferencia de presión. Muchas venas, sobre todo las de las extremidades, también disponen de válvulas (mecanismo que suple la baja presión) que en caso de mal funcionamiento originan varices.

 

Categoría: Aparatos | Agregado por: Dxte
Vistas: 3246 | Descargas: 0 | Valoración: 5.0/1


Total de comentarios: 0
avatar