Inicio » Archivos » Gimnasia » Gimnasia General

Saludo al Sol o Sūria Namaskār - Yoga


Saludo al Sol

El SALUDO AL SOL (o sūria namaskār) es una de las secuencias de posturas del hatha yoga.

 

Se puede realizar:

 

1) al principio de una sesión de yoga como precalentamiento, o

2) como una práctica de yoga en sí misma.

En idioma sánscrito se denomina sūrianamaskāra, siendo Sūria el dios del Sol, namah: 'reverencias postradas', y kāra: 'realizar'.

Saludo al sol yoga

Historia del Sūria Namaskār

Desde mediados del siglo XX en los libros de yoga se pueden encontrar numerosas afirmaciones acerca de que esta secuencia yóguica tiene un origen muy antiguo, incluso védico. Sin embargo, ha sido imposible encontrar alguna referencia en los antiguos textos de yoga (como el Gheranda samhitā o el Yoga pradīpika).

Existe un Sūria namaskār mantra (oración de reverencia al dios del Sol), con docemantras y doce bīyas ('semillas', sílabas místicas originadoras de oraciones), pero no tiene ninguna referencia a algún āsana.

También se conoce un Sūria namaskār vidhi (preceptos acerca de las reverencias al dios del Sol), pero no tiene ninguna referencia a ningún āsana.

En realidad, esta secuencia de posturas yóguicas basadas en un práctico método cinético es una invención del siglo XX, del político hindú Bala Sahib. Lo ideó y desarrolló en 1929, basado en el vyāya (la práctica de los luchadores profesionales, para desarrollar masa muscular y flexibilidad).

Sólo obtuvo popularidad en 1937, cuando la periodista británica (admiradora suya) Louise Morgan vivió en su palacio en Aundh (Majarastra, en la India) y aprendió esta serie. Ella se encargó de redactar la explicación de esta práctica, la hizo publicar y también le escribió el prefacio. El libro fue publicado al año siguiente (1938) por J. M. Dent & Sons (de Londres), pagado con fondos de Bala Sahib: The Ten Point Way to Health (el sendero de diez puntos hacia la salud). Lo firmó con el rimbombante título de "Rey de Aundh".

Después del final de la Segunda Guerra Mundial, la secuencia se difundió a EE. UU. y luego al resto de Occidente. Incluso llegó a creerse que se trataba de una práctica yóguica antigua, proveniente de algún tipo de linaje espiritual.

En el día de hoy, la rutina Sūria namaskār de Bala Sahib sigue siendo el ejercicio cardiovascular preferido por los antiguos luchadores de la India, como un método seguro para mantener su físico y su peso.

 

Práctica

 

La base física de la práctica combina doce āsanas en una serie realizada de manera dinámica. Estos āsanas están ordenados de tal manera que alternativamente estiren la columna hacia adelante y hacia atrás. Cuando se realiza de la manera usual, cada āsana se realiza con una respiración alternada de inhalación y exhalación (excepto en el sexto āsana, en que la respiración se debe mantener suspendida). Una ronda completa de sūria namaskāra posee dos grupos de estas doce posturas, con un cambio en el segundo grupo (de manera que cada vez se adelante una pierna distinta).

Los practicantes del Sūria namaskāra, como parte de la tradición moderna del yoga, prefieren realizarlo exclusivamente al amanecer, que los yoguis ortodoxos consideran un momento "favorable" desde el punto de vista espiritual.

Se comienza de pie, con los pies juntos, el rostro mirando al este y las manos unidas en el centro del pecho, en actitud de respeto hacia el Sol, mientras se realiza una profunda espiración.

Saludo al sol

Requisitos y precauciones

El sūria namaskāra es una práctica fácil y pacífica. Esto la hace practicable para personas de todas las edades y niveles. Sin embargo, algunos profesores de yoga recomiendan practicarlo varias horas después de comer, no practicarlo demasiado tiempo, y descansar adecuadamente luego de la secuencia. Generalmente los practicantes descansan en shavasana (la postura del cadáver) mientras permiten que su respiración y pulso vuelvan a la normalidad.

Como sucede con cualquier ejercicio, el máximo beneficio se obtiene al practicarlo de manera periódica, y no con una práctica excesiva en una sola sesión.

 

Mantras y chakras

 

Mientras el practicante realiza el saludo al sol, durante cada posición debe recitar (mentalmente, ya que utilizará el sistema respiratorio en aspirar y espirar de manera lo más regular y pausada posible) en los siguientes bīyas ('semillas' de mantras) y mantras. Al mismo tiempo debe visualizar los chakras correspondientes.

 

Orden

Āsana

Respiración

Semilla

Mantra

Chakra

1

Pranamasana

exhalar

om hrām

om mitrāya nama

Anahata (corazón) verde

2

Hasta uttanasana

inhalar

om hrīm

om ravaye nama

Vishuddhi (garganta) violeta

3

Padahastasana

exhalar

om hrūm

om sūryāya nama

Swadhisthana (hueso púbico) anaranjado

4

Ashwa sanchalanasana

inhalar

om hraim

om bhānave nama

Ágña (tercer ojo)

5

Parvatasana

exhalar

om hraum

om khagāya nama

Vishuddhi (garganta) violeta

6

Ashtanga namaskara

suspender

om hra

om puṣṇe nama

Manipura (ombligo) rojo

7

Bhujangasana

inhalar

om hrām

om hiraya garbhāya nama

Swadhisthana (hueso púbico) anaranjado

8

Parvatasana

exhalar

om hrīm

om marīcaye nama

Vishuddhi (garganta) violeta

9

Ashwa sanchalanasana

inhalar

om hrūm

om ādityāya nama

Ágña (tercer ojo)

10

Padahastasana

exhalar

om hraim

om savitre nama

Swadhisthana (hueso púbico) anaranjado

11

Hasta uttanasana

inhalar

om hraum

om arkāya nama

Vishuddhi (garganta) violeta

12

Pranamasana

exhalar

om hra

om bhāskarāya nama

Anahata (corazón) verde

 

 

Categoría: Gimnasia General | Agregado por: 1500 | Etiquetas: saludo al sol, requisitos y precauciones, Yoga, mantras y chakras, ejercicios estiramientos, historia sūria namaskār, sūria namaskār
Vistas: 2226 | Descargas: 0 | Valoración: 5.0/7


Total de comentarios: 0
avatar